Día de San Patricio: cómo reducir los riesgos de la hiperconectividad y el alcohol

Día de San Patricio: cómo reducir los riesgos de la hiperconectividad y el alcohol

Con la llegada de San Patricio hoy 17 de Marzo, mucha gente aprovecha el clima festivo para juntarse con amigos, hacer compras y publicar en las redes sociales. Pero ¿Qué tan bueno puede ser usar el celular con algunas copas de más? ¿Y tu tarjeta de crédito? 

(17/3/2018 – web) Escrito por Laura Vaillard, Gerente de Marketing y Comunicación de VU.- Declarado feriado nacional en Irlanda 1903, el Día de San Patricio nació como recordatorio y homenaje de la fecha de muerte del Santo, el único día durante el cual los cristianos de antaño tenían permitido dejar de lado sus restricciones de consumo de bebida y comida. Como resultado, la festividad es hoy equivalente a la consumición excesiva de cerveza; no sólo en Irlanda, sino también en países que cuentan con una marcada presencia irlandesa, producto de la multitudinaria migración del siglo XIX.

En Argentina, por ejemplo, se encuentra la quinta comunidad irlandesa fuera de Irlanda, con aproximadamente dos millones de argentinos con orígenes de ese país, y no es inusual que, en las grandes ciudades como Buenos Aires, Córdoba y Rosario, la gente celebre con el color verde, los leprechauns, el trébol de tres hojas y por supuesto, la cerveza.

A pesar de que las bebidas alcohólicas suelen ser motivadoras de actividades sociales alrededor del mundo, esto toma otra dimensión considerando que siempre llevamos a mano celulares inteligentes, que pueden pasar de ser nuestro mejor aliado a ser nuestro peor enemigo si tenemos encima unas cuantas copas de más.

La comunidad online debate qué tan bueno o malo puede ser la desinhibición por el alcohol, pero lo cierto es que cualquier dispositivo con acceso a Internet puede ser causante de acciones que ni siquiera consideraríamos estando sobrios. Ni hablar de lo que puede llegar a suceder con una tarjeta de crédito cerca.

Aquí, un listado de cosas de las cuales podrías llegar a arrepentirte la mañana siguiente:

  • Ese mensaje a tu ex. Clásico. Ya sea una o varias personas en tu lista, realmente deberías evitarlo, al igual que el excesivo stalkeo de sus perfiles online.
  • Subir fotografías comprometedoras a las redes sociales. Esta es la razón por las que veces, olvidar es lo mejor que puede suceder. Así como no subirías nada comprometedor estando sobrio, la idea se vuelve aún más peligrosa en estado de ebriedad. No sólo estarías revelando tu ubicación o estado a desconocidos que pueden aprovecharse de ello, sino que este tipo de imágenes también pueden ser perjudiciales tanto para tu reputación como para la reputación de terceros.
  • El impulso por comprar. La facilidad de adquirir productos y servicios hoy en día es riesgosa si no estamos 100% conscientes de lo que hacemos con las tarjetas de crédito estando solos en casa con la computadora, el dispositivo móvil y/o una botella de vino. Dado que cuando estamos ebrios tememos menos a las consecuencias de nuestros actos, comprar ese gadget nuevo puede sentirse muy bien en el momento, pero ingresar nuestros datos para realizar una transacción digital sin saber muy bien qué estamos haciendo, ni verificar el grado de seguridad del sitio, no será tan buena idea el día siguiente.
  • Empezar o continuar discusiones… que normalmente no te importarían. El hábito recibe el nombre de carpet bombing y consiste en escribir largos, innecesarios comentarios en las redes sociales, muy entusiastas, ya sea desde un punto de vista negativo o positivo. El nombre engloba también a los comentarios “colados” en conversaciones públicas ajenas, que no aportan nada.

En conclusión, estando ebrio se aconseja no hacer nada que no harías estando sobrio.

Vía  Kipus

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos estan marcados con *

Cancel reply