Liderazgo y educación, herramientas fundamentales de la mujer moderna

Liderazgo y educación, herramientas fundamentales de la  mujer moderna

En el camino por consolidar la equidad y la inclusión, la mujer panameña cuenta con acceso a carreras flexibles, programas virtuales como los ofrecidos por la Universidad del Istmo, espacios de coaching y posibilidad de empleabilidad real, que acorten la brecha de género dentro en el país.

  • Programas de educación virtual, coaching e innovación social brindan herramientas de liderazgo a la mujer
  • La vinculación de la universidad con el sector productivo juega un papel fundamental en la empleabilidad femenina

(24/11/2017 – web) Panamá.- El Banco Interamericano de Desarrollo advierte que, en 18 de los 20 países de Latinoamérica, la educación de las mujeres es superior a la de los hombres. Sin embargo, las féminas tienen una baja representación en las ciencias, la política y el sector empresarial.

En el caso de Panamá, la data más reciente de la Contraloría General de la República arroja que hay 94,707 mujeres y 61,928 hombres matriculados en las universidades oficiales y particulares del país. No obstante, la universidad como institución sigue planteándose el reto de visibilizar y empoderar a la mujer en espacios tradicionalmente dominados por hombres.

Para lograrlo, la Universidad del Istmo cuenta con el Innovation Hub, en donde se capacitan a las féminas en proyectos de innovación social que permitan el empoderamiento a mujeres cabeza de hogar. A propósito de esto, la rectora Adriana Angarita detalla que lo logran a través de la generación de espacios tanto curriculares como extracurriculares.

“Mostramos ejemplos de mujeres que han logrado ser exitosas, resaltando su trayectoria, teniendo una gestión propia con alta permeabilidad en roles de dirección y promoviendo la equidad en nuestras propias políticas”, revela Angarita.

El reto de la mujer productiva 

María Isabel Mariño de Anguizola, Presidente de la Cámara de Comercio, Industrias y Agricultura de Chiriquí y oradora de los actos de grado de la Universidad del Istmo en David, refiere que dentro del sector productivo del país la formación académica ha sido un factor determinante en las conquistas de las mujeres.

“Si queremos crear economías más fuertes, lograr los objetivos de desarrollo y sostenibilidad y mejorar la calidad de vida de las mujeres, las familias y las comunidades, es fundamental empoderar a las mujeres para que participen plenamente en la vida económica, en todos sus sectores. La mujer, por naturaleza, está convidada a ser articuladora de esfuerzos en pro del bien común.”, explica.

Por su parte, Fulvia Bosquez de Vargas, Presidente de la Cámara de Comercio, Industrias y Agricultura de Veraguas, destaca la necesidad de crear un modelo educativo que prepare a la mujer para el mercado laboral. “El rol de la mujer en el proceso de la transformación empresarial es el de una líder capaz de desempeñarse exitosamente dentro de cualquier ámbito profesional”, concluye la empresaria.

En el camino por consolidar la equidad y la inclusión, la mujer panameña cuenta con acceso a carreras flexibles, programas virtuales como los ofrecidos por la Universidad del Istmo, espacios de coaching y posibilidad de empleabilidad real, que acorten la brecha de género dentro en el país.

Vía Comsmarket

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos estan marcados con *

Cancel reply