Presidente entrega viviendas a dos familias de Coclé que vivían en extrema pobreza

Presidente entrega viviendas a dos familias de Coclé que vivían en extrema pobreza

En una gira de trabajo por la provincia, el presidente de la República, Laurentino Cortizo Cohen, en compañía del ministro de Vivienda y Ordenamiento Territorial (Miviot), Rogelio Paredes, otorgó las llaves de su nueva casa a Susana Moreno Rodríguez, una madre de 29 años que vive en la comunidad de La Polonia, en el corregimiento de Coclé, en el distrito de Penonomé, con cuatro de sus cinco hijos, en edades de 12, 9, 4 y un lactante de siete meses.

(9/Abr/2021 – web) Panamá.- Dos familias, que habitaban en condiciones deplorables en hogares improvisados de zinc, piso de tierra, usaban letrinas y sin los servicios básicos de agua y energía eléctrica, recibieron sus nuevas, completas y confortables viviendas en los distritos de Penonomé y Aguadulce, en la provincia de Coclé.

En una gira de trabajo por la provincia, el presidente de la República, Laurentino Cortizo Cohen, en compañía del ministro de Vivienda y Ordenamiento Territorial (Miviot), Rogelio Paredes, otorgó las llaves de su nueva casa a Susana Moreno Rodríguez, una madre de 29 años que vive en la comunidad de La Polonia, en el corregimiento de Coclé, en el distrito de Penonomé, con cuatro de sus cinco hijos, en edades de 12, 9, 4 y un lactante de siete meses.

Esta familia monoparental habitaba en una residencia improvisada de un solo espacio construida de zinc deteriorado y solo depende económicamente de las bolsas solidarias que brinda el plan Panamá Solidario y de la pensión de uno de sus pequeños.

La vivienda, construida por el Miviot, permite a la joven y sus hijos residir de manera segura y en un ambiente saludable.

En el acto protocolar en Antón se entregó también un certificado de su nueva solución habitacional a Yamileth Cumbrera, de 30 años, quien residía en el sector La Cruz, en el corregimiento Virgen del Carmen, en el distrito de Aguadulce, junto a su familia conformada por diez personas, su cónyuge Dorindo González, de 50 años, su madre Justa Rodríguez, de 70 años y sus  siete hijos en edades de 12, 8, 6, 4, 2, 1 y un lactante de siete meses.

Esta familia fue captada en condiciones precarias en un hogar improvisado de zinc de un solo espacio de uso múltiple, que no contaba con el servicio de agua potable ni energía eléctrica, y usaba una letrina en condiciones deplorables.

Debido a que la tierra que ocupaban las personas era producto de una invasión en terrenos privado, el Miviot procedió a reubicarlas en la vivienda No. 40 del asentamiento informal Las Malvinas, propiedad del Banco Hipotecario Nacional, que está ubicada en el mismo sector en Aguadulce.

La casa estaba deshabitada y había sido vandalizada en dos ocasiones por los amigos de lo ajeno, por lo que se tomó la decisión de mejorarla y entregársela a esta familia que vivía en extrema pobreza y tenía necesidad real de un techo.

Fuente/Foto: Miviot

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos estan marcados con *

Cancel reply

Opinión


330x2801

Últimas Noticias

Deportes